Nunca antes habíamos experimentado tantos cambios PEST (Políticos, Económicos, Sociales y Tecnológicos) en un espacio de tiempo tan reducido como el que hemos vivido en los inicios de este siglo XXI. Si lo analizamos en perspectiva hemos experimentado crisis económicas de un calado importante, cambios sociales y/ conductuales que los sociólogos denominan un cambio de ciclo, en el ámbito político vemos el re-surgimiento del populismo en países en donde parecía imposible tal existencia, y el ámbito tecnológico, no dejamos de asombrarnos con los conceptos y tendencias que recibimos de cientos de fuentes o canales tecnológicos de todo tipo.

Precisamente, si nos ceñimos estrictamente al panorama tecnológico, emergen de la noche a la mañana nuevos modelos económicos basados en la tecnología, que propician huelgas, manifestaciones y boicot en distintos países. Me refiero a la economía colaborativa, por ejemplo, que irrumpe en el mercado levantando ampollas de todo tipo entre los afectados o implicados en los sectores al cual se dirige.

Los departamentos de informático o tecnología, por su parte no han escapado a esa vorágine tecnológica que los acechan. No han terminado de consolidar o asimilar un concepto o nueva propuesta tecnológica, cuando tienen que adoptar nuevas tecnologías, provenientes precisamente de esa velocidad de cambio del mercado y por ende de los distintos departamentos usuarios dentro de la empresa.

Es como si los departamentos de informática (TIC) viviesen en una especie de Montaña Rusa, en donde el vértigo y la velocidad del cambio desafía los patrones o cimientos con las cuales se han basado en los pasados años.

La velocidad del cambio en todos los ámbitos de la sociedad, y en especial en el mundo de los negocios, demanda nuevas metodologías, modelos de gestión, RRHH, modelos de negocio de la tecnología, y hasta cierto parón de las actividades, para definir a donde vamos y hacia donde queremos que la organización (en términos tecnológicos) se dirija.

Por decirlo de alguna manera, la velocidad del departamento de finanzas no es la misma que la velocidad del departamento de informática, de igual manera, la velocidad de los departamentos de marketing y ventas, tampoco es similar a la de IT. Solo por mencionar algunos ejemplos. Entonces, debemos plantearnos lo siguiente; ante tal velocidad del cambio en los negocios (que de seguro se mantendrá y/o se incrementará) qué cambios debe adoptar el departamento de informática (TIC) para acoplarse y adaptarse a tales demandas? O lo que es lo mismo, desde otra perspectiva: ¿Cómo los departamentos de tecnología de la información (IT) se suben al vehículo de la velocidad del cambio de tal manera que no terminen siendo esparcidos sus restos en las unidades de negocios de la organización?

Existen analistas e investigadores que comentan, que antes nuevos desafíos y retos se han de cambiar las estrategias para adoptarlos. Múltiples artículos siguieren, a título de pregunta, o quizás esperando que den el salto,  si empresas líderes en el mundo tecnológico irrumpan en nichos o sectores de mercados ocupados por empresas tradicionales, y me refiero a:

  • Amazon Supermarket, es que Amazon, según Business Insider, el gigante del comercio electrónico está a punto de sacar al mercado la venta de bienes de consumo marca blanca, con su propia marca en ciertos productos, entrará a competir en unos de los más grandes mercados del mundo
  • PayPal Bank, que pasaría si PayPal se decidiese a lanzar al mercado un nuevo concepto de banco global, multi modela, en donde podamos domiciliar la nómina, por ejemplo, y desde allí pagar todo tipo de bienes y servicios, y solicitar préstamos de consumo, e incluso recibir una tarjeta de crédito de esa nueva banca.
  • Google University, muchos pronostican que puede ser un movimiento futuro de este tipo de paso, ya Udacity, en alianza con Google, Facebook por ejemplo, ofrece pequeños grados que ayudan a personas acceder al mercado laboral de forma rápida y sin mucha burocracia.

La velocidad del cambio es tal, que presiona no solo a los departamentos de informática a liderar ese cambio que las organizaciones necesitan, sino también a las organizaciones a que se replanteen e innoven en nuevos modelos de negocio de nueva generación.

En tal sentido han emergido y siguen saliendo metodologías y frameworks que ayuden a las direcciones de informáticas a liderar y/o alinearse al inevitable cambio en la cual estamos inmerso en los actuales momentos. Algunas de ellas son:

  • Transformación Digital. Especie de eufemismo, y de moda, utilizado por vastos sectores de empresas proveedoras tecnológicas, para denotar la automatización, digitalización, mecanización y/o tecnificación de los procesos de neurálgicos de la empresa. Pasando por la vieja y deseada tendencia de una oficina sin papel (paperless office).
  • Lean IT. Heredar del área de producción, prácticas que ayuden a reducir el exceso de “residuos” existentes en los departamentos de tecnologías. Desperdicios que se traducen en tiempo, mala calidad de la gestión, infraestructura. Etc.
  • Agile IT. Una gestión o desarrollo de productos mucho más ágil, dando respuestas rápidas y efectivas a los problemas del negocio, de tal manera de involucrar al negocio y montarse en el mismo tren del negocio y viajar a la misma velocidad que ellos. Aquí el framework Agile – Scrum juega un papel importante para entender la filosofía detrás del movimiento Agile, que no es más que otro que planteamiento de la cadena de producción iniciada por Japón (Toyota) hace unos años atrás.
  • TOGAF. Es otro marco de referencia que intenta apoyar el orden dentro de los departamentos IT de cara a incrementar su velocidad de cambio
  • Cloud Computing. Como dice Nicholas Carr, un gran cambio de paradigma en la manera de concebir la tecnología. Seguramente, si IT no la adopta masivamente, de seguro lo harán las unidades del negocio, demandante de cambios y nuevas soluciones a una velocidad de vértigo.

Y en general, seguiremos viendo metodologías, técnicas, estrategias, frameworks y mejores prácticas que ayuden a los departamentos de tecnología de la información (informática) a imprimir velocidad en su gestión diaria, de tal manera de poder acercar a velocidades demandadas por las diferentes unidades del negocio. El no hacerlo corre el riesgo de ser desplazado y dar espacio a la denominada IT Shadow que tanto daña la imagen a los departamentos IT,